Cuando la Abuela llega de visita

by Angela Johnson and translated by Susana Caracas

Cuando algunos de nosotros escuchamos que la abuela viene de visita, tendemos a temblar. Hemos escuchado todo tipo de historias de terror sobre cuándo La abuela viene a la ciudad. Estas historias activan un cambio en nuestra imaginación y un carrete de escenas de películas comienzan a reproducirse en nuestras mentes. Nos imaginamos las peores situaciones posibles e inmediatamente entramos en modo de pánico. Nos estresamos por

algo que ni siquiera ha sucedido todavía. Pero no tiene que ser de esa manera el guion, una planificación cuidadosa y un cambio de la perspectiva puede alterar la película que se reproduce en tu cabeza. Antes que presiones el botón de pánico, prueba antes algunas de estas "actitudes de Ser".

Ser proactivo

Tan pronto como reciba la noticia de que viene la abuela, siéntese y tenga una platica con los padres. Descubre cuáles son sus expectativas mientras la abuela está en la ciudad. Discutir sobre los horarios de los niños y qué partes del horario no son flexibles, como las

siestas. Averigüe si habrá períodos de tiempo que la abuela tendrá a los niños para ella sola y cómo eso afectará su horario de trabajo, para que pueda planificar en consecuencia. Pide a los padres que hablen con la abuela con anticipación sobre las reglas de la casa, horarios no flexibles y actividades que ella quiera hacer con los niños mientras está en la ciudad. Si tienes la oportunidad, siéntate con la abuela y crea un plan que funcione para las dos durante su permanencia.

Ser preparado

Planifique por el tiempo que la abuela estará de visita para incluir lugares para visitar, actividades artísticas, juegos, tiempo a solas con la abuela y siempre incluya el tiempo de viaje en el horario para niños que todavía toman siestas. Discuta el plan con la abuela para que ambas sepan qué esperar el una de la otra. Siempre tenga un juego extra de ropa para cada niño y dependiendo en la época del año prepárate con una chaqueta, traje de baño, botas, chanclas o ropa de lluvia. Asegúrese de empacar muchos refrigerios. Puede pasar cualquier cosa que retrase los planes. Lleve un pequeño botiquín de primeros auxilios en la mochila o en la bolsa de pañales. Asegúrese de incluir EpiPens y cualquier otro equipo especial necesario. Tener un plan alternativo es importante por si el plan original fracasa. Traer la cámara fotográfica o use su teléfono celular para poder capturar todos los preciosos

momentos que pasan juntos.

Ser complaciente

Que comience la malcriadez. Las abuelas son famosas por "consentir" a sus nietos. No los han visto por un tiempo, entonces sienten como si tuvieran que recuperar el tiempo perdido. Los llenan con regalos, los que a veces no son apropiados para la edad, y son muy indulgentes cuando se trata de seguir las reglas que ya han establecido antes para los niños. Casi cualquier actividad o excursión que sugieran los niños, la abuela les va a decir que si Los niños saben esto y a lo mejor elijan actividades que normalmente no les permiten

hacer. La abuela también puede optar por hacer cosas con los niños que usted puede

no necesariamente gustarle, pero hazlo de todos modos. Ella quiere crear especial

recuerdos con sus nietos y la actividad que eligió es especial para ella. Llegue a un compromiso para ayudarla a crear ese momento mágico para los niños mientras los mantiene a salvo. Si la abuela quiere alimentar a los niños o leerle historias a su hora de dormir, déjala. Esté dispuesta a darles los 5 minutos adicionales que

toma para leer "solo un libro más". Ese es un momento especial de unión

que todos necesitan

Ser Flexible

El clima cambia, alguien se enferma o la abuela la cambia de idea y quiere hacer algo totalmente diferente. Las cosas no siempre siguen el plan y, a veces, no tendrá acceso a

el nuevo plan hasta que se presente a trabajar al día siguiente. No se moleste porque no se le informó con anticipación. Los niños pueden sentir cuándo estás estresada y puede hacer que ellos se estresen también. lo que puede conducirlos a problemas de comportamiento. Solo respira, cuenta hasta diez y ve con el nuevo plan.

Ser paciente

Los niños a menudo actúan de manera diferente cuando solo están con la niñera y cuando tienen visitas. Ellos pueden volverse más quejosos, pueden aferrarse a quien les permita salirse con la suya, ellos de repente pueden decidir que no les gustan ciertos alimentos y una gran cantidad de comportamientos diferentes aparecen. La abuela probablemente no hace las cosas como las haces tu. Ella a menudo puede "sugerir" (decirte) cómo ciertas cosas deben hacerse, ella podría crear su propio conjunto de reglas para los niños y ella vendrá corriendo e incluso podría hacerse cargo cuando escuche llorar a uno de ellos, especialmente a un bebé. Intenta recordar que estos son sus nietos y que ella solo quiere lo mejor para ellos. También recuerda que lo que ella siente es lo mejor y lo que sientes tu es mejor pero diferente. Si los niños están a salvo y bien, no te estreses, solo hazlo.

Ser respetuoso

La abuela hace las cosas según su conocimiento, la forma en que ella fue criada y la forma en que le enseñaron a criar a sus propios hijos. Hacemos las cosas de acuerdo a cómo fuimos criados, nuevos estudios científicos y clases de desarrollo profesional que hemos tomado. Hacemos mejor porque hemos aprendido y sabemos mejor. La abuela puede hacer

cosas " a la vieja escuela" y las hacemos "a la nueva escuela", pero eso no es una razón válida para que descartemos lo que la abuela dice o hace. Si no está dañando a los niños, acepte la forma de la abuela de hacer las cosas. Esté dispuesta a tener conversaciones sobre su diferencias. Reciprocidad, ambas pueden aprender unas de otras y crear un nuevo respeto por sus diferencias.

Ser un oyente

Lo sé, lo sé ... ¡aburrido! No gire automáticamente la oreja cuando la abuela comienza a contarle historias sobre mamá o papá. Si escuchas atentamente, encontrarás mucha información sobre el padre y algunos de los rasgos que ves en el niño. También puedes descubrir que tienes algunas cosas en común con la abuela y a través de esos puntos en común las dos pueden formar un vínculo.

Ser involucrado

Tu estás mas familiarizado con el temperamento de los niños, así que ayuda a la abuela haciendo sugerencias de acuerdo a cómo sabes que los niños responderán. Los niños más pequeños pueden ver a la abuela como un "Extraño" y quieran aferrarse a ti. Crear entornos donde te turnas para jugar con los niños hasta que se sientan más cómodos con la abuela. Una vez que se sientan cómodos, usted puede abandonar el área, pero nunca estar fuera de su vista para que el o los niños aún se sientan "seguros". A menos que se solicite lo contrario, participe activamente en las actividades. en lugar de estar a un lado solo mirando. Esto es una relación que se esta formando, creando recuerdos, una muestra de solidaridad con los niños, pero sobre todo momento de diversión.

La mayoría de las veces todo lo que se necesita es un cambio de perspectiva. Simplemente ponerse en el lugar de la otra persona puede transformar la atmósfera. Estas pequeñas modificaciones pueden hacer una gran diferencia. Entonces, si la abuela viene a visitar por primera vez o la décima vez, voltee el guion utilizando algunos de estas “actitudes de Ser”

0 views
US Nanny Association

The US Nanny Association advances nanny skills and elevates the profession of childcare with nationally recognized standards, credentials, resources, professional development, events, and networking opportunities.

Want more Information?

© 2019 by US Nanny Association | All Rights Reserved |  Terms of Use  |   Privacy Policy